¿De qué quieres tu torta?

Se llegó el 10 de mayo. Día de convulsión nacional. La madre le duele al mexicano; si la tiene y no se llevan, si ya no la tiene, si ella lo abandonó, si se la mientan…En fin, no hay quien salga ileso de un Día de las madres.

Yo no les voy a fallar, sé que muchos esperan unas palabras mías antes de mañana para poder sobrellevar el día y aquí tienen mi recomendación: échense una torta.

Mi mamy fue hospitalizada el lunes 11 de diciembre, ella había aprendido a usar Whats App gracias a la infinita paciencia que mi hijo tenía con ella y debo aclarar, sólo con ella. Así que mi mamy era un peligro en el celular. Te mandaba mensajitos diario y esperaba inmediatez en la respuesta. Terminaba sus textos con una bailarina de flamenco o con el ícono de una abuela negra con cabello blanco.

Me alegro tanto de haber respondido en tiempo y forma cada uno de esos mensajes y les cito textual el último que recibí de ella sin saber claro , que lo sería.

«Me dieron de comer un sandwich asqueroso en el hospital, pero ya me dijeron mis niños (mis hijos) que cuando salga me van a llevar a comer una torta de bacalao.»

El siguiente mensaje fue: Ma te aviso que yo tengo ya el teléfono de mi abue.

Ya no escribió más, estuvimos juntas a partir de ahí cada instante y aunque poco después ya tampoco pudo hablar, nos dijimos todo con las manos.

No quedaron temas pendientes, ni te quieros sin decir. Sólo un pequeño asunto que mañana voy a resolver. Como regalo del día de las madres para ella y para mí, voy a comerme una torta de bacalao {ánimas que encuentre fuera de temporada}.

Estoy segura que ustedes tienen su propio pendiente con su mamá, lo no dicho, el beso no dado, un perdón, en fín. Mi consejo es ese, échense su «torta» de lo que se tengan que echar porque nada alivia más un duelo en todo el mundo que la satisfacción del deber cumplido.

Los quiero y lo saben, por eso les comparto aquí mi tesoro más preciado. Quiero que en esta foto sientan mi mano y la de ella para que encuentren fuerza y valor para pasar este 10 de mayo que finalmente solo tendrá 24 horas como cualquier otro día.

16 pensamientos en “¿De qué quieres tu torta?

  1. No dejar pendientes… decir lo mucho que queremos a los demás…. mi niña con sus dos añitos ya aprendió a decirnos «mamá, papá, los quiero mucho»… y nos jala para abrazarnos al mismo tiempo… esa vida es gratificante, fascinante y enriquecedora…. amar, amar y amar a los demás y a uno mismo desde luego… Saludos desde SLP

    Le gusta a 1 persona

  2. Me encantan tus líneas mi Gaby siempre dejando huella en las almas. Igual que la niña cuando Pablo se va en tu libro y que coincidencia que mi esposo era Pablo tmb. Un abrazo desde Saltillo.

    Le gusta a 1 persona

  3. Gaby también recién falleció mi mami, tenía cáncer y yo no pude atenderla pues vivía lejos de mi, muy dentro me llena un poco de culpa, pero cuando pude estuve ahí. Me siento un poco sola, huerfanita, pero tus palabras y tus libros fueron mi salvación, Dios te bendiga siempre 💞

    Le gusta a 1 persona

  4. Gracias Gaby por tan sabias palabras, así como tienes esa foto, así tuve la mano de mi mamá toda una noche antes que muriera. Como me a ayudado leerte y escucharte en este duelo.

    Me gusta

  5. Siempre tienes una frase para todo momento, gracias por todo lo qué hay en tu corazón y lo compartes! También me comeré esa torta con mi mami!! Ningun pendiente con ella, solo decirle cuánto la quiero! 🤗🤗

    Le gusta a 1 persona

  6. Yo tengo el motivo y la necesidad de hecharme una torta o mas mi madre ya no esta en este mundo tiene un año y 5 meses que murio y no llore cuando murio pero conforme fue pasando los meses fui sintiendo su ausencia y mi necesidad de verla y sentirla con una necesidad inmensa de abrazarla y decile que la ame siempre y hasta el dia de ahora no eh podido llorarle y no eh podido personarla x su falta de afecto hacia a mi 😭

    Me gusta

  7. Es que es muy difícil, casi imposible aceptar que hacer una «torta» me consuele como si se la hubiera hecho, regalado ya ayudado a comer la » torta» con mi madre… ella ya no está y por más tortas que hayan ella no las va a disfrutar…. yo ya tampoco!
    Lo siento!

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s